Un cuarteto con un arte inaudito

0
9

Disciplinados, ingeniosos e impresionantes

La Escuela de Diseño Chavón continúa abriendo sus nichos para el arte y el diseño inclusivo. Bajo la guiatura de Anny Abatte, curadora de modas, estos cuatro estudiantes crecen con ella y a la vez plasman lo mejor de su creatividad a través de cursos de educación continua. Ellos demuestran que el arte sigue estando por encima de cualquier condición; que traspasa las fronteras del propio entendimiento humano, que conecta con lo invisible y que sublimiza la existencia de todo ser humano que lo ejerce. 

Anny es una gran maestra que se regocija comunicando lo que sabe a estos cuatro jóvenes. La satisfacción no le cabe en la piel cuando les comparte sus conocimientos y más al ver que, con cada uno de ellos, le germina una emoción diferente. Cuando Anny logra ver la constancia de estos talentos y su increíble disciplina, incluso más activa que cualquier persona sin limitaciones, nace en ella la interrogante existencial de si, ¿realmente el ser humano tiene que venir a este mundo con discapacidad para poder dar tanto? David Antonio Esteban Canals, María Matilde Álvarez Herrera, Esmerlyn González Ramos y Adriana Bruno Álvarez son jóvenes de madres distintas, pero cuyos dotes de diseño de modas coinciden.

“para mí es muy importante que ellos trabajen más la cantidad que la calidad en sus diseños. ya que esto le desarrolla sus habilidades en la medida que se ejerciten”,

A.A

En un mundo de tanta diversidad y matices humanos, las comparaciones pierden fuerza, sin embargo, Anny, tiene que confrontar estos alumnos con el resto que sí goza de todos sus sentidos óptimos, porque ellos saben lo que quieren y con su propia fuerza interna; van por ello, con enfoque y alto ingenio. Ser cómplice de la inteligencia de estas nuevas promesas del diseño local, es la tarea de la curadora, una labor que hace con amor y con la esperanza  de que, en algún momento de sus vidas, puedan vivir de esto. 

Anny detalla que las clases con cada uno de ellos es peculiar. Por ejemplo, los diseños de David han evolucionado grandemente y, desde su niñez, ha manteniendo una pasión por los personajes fantásticos y por la moda. Trabaja con imágenes que lo estimulan y con temas en particular. Ese día que visitamos el aula, él nos dijo que trabajaba unos bocetos de moda inspirados en Perú, hojas de plátanos, jardines y plantaciones de arroz y que se inspira con figuras femeninas. David muestra rigurosidad en sus microcolecciones. Anny dice que David busca interpretar el mundo que lo rodea con ilusión, elegancia y profundidad. En su trazo deja claramente expresada la exaltación a lo sublime; respeta la figura femenina y la trabaja con esmero y dedicación. Con Matilda, Anny lleva 7 años trabajando desde su casa. Su psicóloga identificó que ella hablaba a través del dibujo y básicamente, el trabajo de Anny como su guía, ha sido que su línea fluya y que entienda las dimensiones. Matilde es muy decidida, siempre sabe lo quiere hacer y tiene un manejo del color impresionante, como no lo tiene cualquier otro estudiante. Para ella no hay piel blanca o morena, pinta lo que entienda, no porque no sabe cómo va, sino porque es lo que quiere hacer. Todo lo que ella vive en su día, si experimentó el montarse en un caballo, ir a la playa o fue al campo, lo deja plasmado en sus dibujos de moda. Con los bocetos de Matilde, se han confeccionado vestidos para la Gala del Autismo. 

Esmerlyn capta las ideas que Anny le da perfectamente, reacciona más rápido a sus mandatos, incluso más rápido que cualquier joven con sentidos óptimos. Con ella, Anny busca que le pierda el miedo al color. Sin embargo, no todo el mundo maneja un pincel como lo hace Esmerlyn, con tanta precisión. Ella es feliz dibujando y lo que ella ve lo guarda en la mente para recrearlo, nos dijo con notable dificultad para hablar. Le llama la atención la intensidad, los colores y los países como París. Ella unifica sus colecciones, algo que no le explicó su mentora, sino que fue desarrollando su propio instinto. 

En Adriana hay una mezcla de arte y de moda. Tiene una forma de pintar viva, con colores y formas artísticas. Ella necesita lapsos breves de desconexión, para volver a integrarse a su trabajo. Ver los bocetos de Adriana es contemplar el arte del diseño con un matiz diferente. Es enfocada y denota una gran pasión por la moda. 

Matilda, David, Esmerlyn y Adriana tienen un gran talento para la moda; sin embargo, siempre necesitarán una mentora que los interprete y que los apoyen a seguir expandiendo su arte y su futuro como diseñadores. Anny dice que con ellos trabaja respetando su propia identidad, condición y vivencia. Les da la libertad de que trabajen con los temas y los materiales que sientan cómodos. 

Anny Abatte

“a esas madres que sus hijos tienen condiciones peculiares, les aconsejo que le den oportunidades, porque están abonando a alguien que puede dar frutos”, anny abatte.

 

David esteban

David Antonio Esteban Canals.

 

 

Tiene 20 años y ha estado participando en Casa Chavón desde temprana edad, en diferentes clases de dibujo, pintura y diseño de modas. A pesar de que David es un joven sordo, es muy conversador. Es dulce y respetuoso. Cariñoso y empático. Sus padres decidieron inscribirlo en Casa Chavón, para darle curso a sus capacidades artísticas. Hoy, David se comunica efectivamente a través del lenguaje. Desde pequeñito su primer medio de comunicación fue el dibujo, siendo capaz de contar historias y anécdotas completas a través de viñetas. 

Esmerlyn González

 

Esmerlyn González Ramos.

Es una joven de 18 años. Ella padece de sordera, pero esto no le fue un obstáculo para desarrollarse, ya que desde muy pequeña se ha destacado por ser una joven creativa, inteligente y una líder en su entorno. Ya estando en colegio, se identifica con las materias de artes, pintura, diseño y la fotografía. Sus padres decidieron inscribirla, por la gran valoración que tiene la escuela Chavón en el proceso de formación para estudiantes con peculiaridades.

Adriana Bruno

Adriana Bruno Álvarez.

Tiene 27 años de edad. Ella es una joven extraordinaria con una condición de daño cerebral causado por la mala práctica al nacer. Adriana ha cursado colegios inclusivos donde llegó a 3ro. de bachillerato, ha realizado estudios diversos, equitación, teatro y natación. Inicia en el arte a corta edad en los campamentos de Altos De Chavón Campus Casa de Campo. Ella es una chica callada, decidida, observadora, fuerte, valiente, creativa, con el alma abierta para descubrir más allá de lo visible. Es una heroína que ha podido ser quien es con valentía.

María Álvarez

María Matilde Álvarez Herrera.

Tiene 23 años de edad y fue diagnosticada con autismo. Está recibiendo clases de diseño desde hace 10 años. Sus padres se dieron cuenta de su arte, cuando la vieron dibujar modas y también en la computadora jugaba cambiando modelos y programas de diseño. Ella es decidida, cuando está en las clases es muy rápida dibujando y le gusta tener libros y muñecos como fuente de inspiración. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here