Haidy Cruz, símbolo fit del momento

0
31

Moldeando vidas con su personalidad chispeante, notable alegría y mucha seguridad se presenta Haidy en cada pose. Nada más lejano a lo que vemos en sus redes sociales, un vivo ejemplo de que cuando una mujer se siente bien, lo proyecta en todos los roles de su vida.

Al día de hoy, Haidy es considerada como un símbolo de inspiración del fitness, no solo por ser madre de dos y tener una silueta admirable, sino por ser una atleta que ha transformado su cuerpo, logrando posicionarse en tres diferentes categorías del fisiculturismo y obteniendo la victoria de las mismas (bikini, body fitness y bikini Wellness). Tanto así, que Cruz lleva 10 competencias fitness ganadas.

Haidy goza también de una gran pasión por la cocina; desde pequeña y se ha visto motivada a darle curso a sus habilidades culinarias, enfocada también a ayudar a las personas que no tienen la noción de cómo llevar un estilo de vida saludable. Cruz nos cuenta en esta conversación la historia detrás de su libro de recetas nutritivas y del que sus seguidores han estado escuchando. Ella ha trabajado la figura de muchas personalidades de la vida pública, entre ellas Rashel Díaz, Ximena Duque, Alex Rodríguez, Cheddy García, Pamela Sued, entre otros. Es ingeniera industrial egresada de la Universidad Católica Madre y Maestra (PUCMM), además cuenta con un MBA (Master Of Business Administration, Honors) en Rutgers University y un diplomado en salud, en la Universidad de Harvard.

Oh!Magazine: Tienes experiencias muy destacables en la televisión y en el cine.
Haidy CRUZ: Empecé a temprana edad, conduciendo segmentos desde la ciudad de Santiago para el Gordo de la Semana, Fuera de Orden y, en la radio, junto al maestro Yaqui Núñez del Risco. En el cine tuve la oportunidad de participar en una película llamad The Ministers junto a John Leguizamo.

Oh!: Has dicho que fue después de tu segundo embarazo que iniciaste la pasión por el fitness. Exactamente, ¿Qué pasó para que tomaras esa decisión?

H.C.: Tuve una depresión posparto y todas las que somos madres, sabemos que en lo que esas hormonas vuelven a su estado normal, nos sentimos incómodas. Fue por ello que a pesar de haber dado a luz normal, ambos embarazos y haber quedado en buen peso, no me sentía satisfecha con mi físico y ahogué esta inconformidad con los ejercicios, cosa que me fue gustando cada día más cuando veía los resultados en el espejo.

Oh!Magazine: Antes de convertirte en el famoso símbolo femenino del fitness que eres y siendo sincera, ¿Cómo eras con tu alimentación y los ejercicios? 

H.C.: ¡Fatal! Yo comía de todo, tenía buena contextura física, pero estaba llena de celulitis y granitos en la cara por la mala alimentación. Es increíble cómo puede cambiar tu cuerpo y tu piel cuando te cuidas desde adentro.

Oh!Magazine: ¿Cómo se da esa transformación en ti? ¿fue difícil? 

H.C.: ¡Bastante! La verdad, nada que valga la pena lograr se consigue fácil. Cuando estás acostumbrado a comer de todo y luego empiezas a cambiar tus hábitos, debes estar seguro de los pasos que estás dando para tu bienestar y aprender a controlar la ansiedad teniendo tu meta fija de lo que quieres para ti.

Oh!Magazine: ¿Entiendes que siendo madre se hace difícil ser fitness?
H.C.: Al contrario, creo fielmente en que la educación empieza por la casa y lo que tus hijos ven, ellos harán. Cuando tienes tus propósitos firmes y sabes que estás añadiéndole años a tu vida, entonces eso mismo proyectas en tus hijos.

Oh!Magazine: Has puesto en alto nuestra bandera, participando de competencias interncionales fitness y obteniendo los primeros lugares de mejor físico (la Copa Independencia 2014 y Campeona Nacional categoría Body Fitness del Mr. República del mismo año (2013), Arnold Classic en Ohio (2013) logrando posicionarse entre las 10 mejores de 38 mujeres). ¿Qué se siente poder decir esto? 

H.C.: Es una inmensa satisfacción el haber logrado tanto, en un deporte donde muchos tenían la creencia que era sólo para hombres. ¡Ha sido largo el camino, pero la dicha ha sido mayor! Pues hoy el fitness tiene otro concepto acertado por la mayoría. Agradezco a la Federación Dominicana de Fisiculturismo y su equipo que me enseñaron bastante.

Oh!Magazine: además de ser una inspiración para miles de mujeres… ¿Qué se siente?

H.C.: (Risas). Son tantos los nombres que me sonrojan y realmente que te reconozcan en todos lados y escuches vociferar: “Sion Mamá”, “La Cuerpa”, “La mamá de los pollitos”, es algo que me causa risa, pero a la vez una gran certeza de que se ha hecho un buen trabajo. Servir de inspiración para todas esas féminas, jóvenes, madres y también hombres, me enorgullece y me impulsa a seguir contagiándolos más con este hermoso estilo de vida.

Oh!Magazine: ¿Con cuál de las figuras locales que has trabajado, crees que ha sido una verdadera transformación?
H.C.: ¡Con todos! La verdad que el que llega a ponerse en mis manos ve una transformación sí o sí; soy muy discreta en este aspecto de mencionar nombres, pero solo lo que está a la vista no necesita anteojos. Muchos han visto lo que he podido lograr en sólo semanas en varias figuras.

Oh!Magazine: tienes una vena culinaria, ¿Qué se te da en la cocina como para chuparse los dedos?

H.C.: (Risas). Me autodomino como la ‘chef frustrada’, porque me encanta la cocina y eso lo arrastro de mi madre. La verdad cocino de todo, tanto saludable como no tan saludable, y lo que no lo sé, me lo invento. Pero me encanta cocinar postres, pastas y ensaladas creadas por mí.

Oh!Magazine: Veo que ofreces charlas con Janis Santaella. ¿cómo es la conexión con ella?
Janis ha sido un motor, parte de mi crecimiento. Es una mujer con mucho conocimiento, una especie de ‘maga’, pues con tu lenguaje corporal y mirada ya ella sabe hasta lo que piensas. ¡La adoro! 

Oh!Magazine: ¿Cómo comienza y termina tu día?
H.C.: Mis días son fuertes. Muchas veces quisiera que tuvieran 30 horas. Empiezo a las 5:00 a. m., tomo un break a las 12:00 m. y sigo, hasta que llego al hogar a darle tiempo de calidad a mi pequeña de 7 años, Sophia, ya que mi hijo mayor vive en la universidad, fuera del país.

Oh!Magazine: ¿qué le aconsejas a las mujeres que les gusta mantener su cabello regio después de ejercitarse?

H.C.: Eso es un tema siempre. La mujer debe entender que es el pelo o es la salud. El pelo lo podemos lavar, mas estar saludable y cuidarnos depende de nuestro esfuerzo y dedicación.
Les recomiendo que, a la hora de entrenar, se lo recojan para evitar tener contacto con el sudor, pues este lo maltrata y a la hora de lavárselo, usar mascarillas hidratantes y champú sin sulfato.

Oh!Magazine: ¿Cómo te defines?
H.C.: ¡Qué pregunta! Mira, ni me gusta hablar mucho de mí, pero la verdad es que soy una mujer luchadora y perseverante y que no sabe rendirse; una mujer que aparenta ser fuerte, pero quien me conoce sabe que soy el ser más susceptible que existe. Amo la inocencia de los niños, me fascina leer y contagiar a todos a mi alrededor con una vida más placentera, como lo da este estilo de vida.

Oh!Magazine: Cuando no estas entrenado, ofreciendo conferencias o en tu rol de madre, ¿qué sueles hacer?

H.C.: ¡Soy mamá! La verdad cada espacio que encuentro libre trato de hablar con mi hijo mayor y dedicárselo a mi niña, también leo mucho porque me encanta entrenar el cerebro.

Oh!Magazine: Cuando te das el permiso de sucumbir ante un antojo, ¿cuál eliges? 

H.C.: Lo que se me antoje en el momento, es difícil tener hijos pequeños y no verse tentada.

Oh!Magazine: Háblanos de tu libro de recetas. ¿Por qué nace y cuándo sale a la venta?
H.C.: Nace a raíz de mi pasión por la cocina; amo cocinar, es como mi forma de demostrar amor hacia los que me rodean. Mi libro de recetas es mi primer bebé al público. A mí me gusta ayudar al otro a que también puedan alcanzar lo que he logrado; es por esto que quiero demostrar que no hay excusas con estas recetas fáciles, económicas y saludables. ¡Ya pronto sale el libro!

Oh!Magazine: ¿Qué les dices a las mujeres que aún tienen pereza para alimentarse bien y hacer ejercicios?

H.C.: Que el momento es ¡ahora!, que cada persona es el arquitecto de su propio destino y que debemos amarnos lo suficiente para poder dar lo mejor de nosotras; que la vida pasa y que cuidarnos es sinónimo de empoderarnos, pues no hay mayor decepción que vernos al espejo y no gustarnos lo que vemos. ¡Mujeres, piensen en que sí se puede!

 

Texto: Venez Gafer Fotógrafo: César Sanchez Peinado: Max Paulino Maquillaje: @christophermakeup  Dirección de arte: Marcos Nova

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here